• Baru

La Isla de Barú es un paraíso tropical, su tranquilidad, los paisajes, las lagunas y sus bahías no permiten tener vacaciones en ensueño, además de su belleza natural, la gastronomía es muy variada. La Isla de Barú ofrece sus 7000 hectáreas, playas vírgenes, pequeños pueblos de nativos como Ararca, Santa Ana y Barú. Es una zona de conservación, posee arena fina y blanca, es algo que no debe dejar de ver, está rodeada de manglares. y arrecifes coralinos, es el sitio ideal para el buceo y el Snorkel.